La prima de riesgo ofrecida a los inversores en deuda española a 10 años frente a su homóloga alemana ha mantenido el ritmo bajista que inició el miércoles tras la reunión de emergencia del Banco Central Europeo (BCE), aproximándose a los 100 puntos básicos de nuevo.