Redeia, el antiguo Grupo Red Eléctrica, ha invertido 200 millones de euros para entrar en el capital de cinco líneas de transporte eléctrico en Brasil, según ha informado hoy a través de un comunicado.